12 mayo, 2015
/
by juan
/ /
Comments Closed

La Terminal T4S de Barajas, una puerta de Madrid al cielo

terminal-t4s-aeropuerto-adolfo-suarez-barajas-lsd/nsc

Terminal T4S de Barajas

El arcoiris, el mar, la naturaleza y la magia, todo eso puede ser la Terminal T4S del Aeropuerto Internacional Adolfo Suárez (Barajas – Madrid). Una instalación alucinante donde se combina la modernidad, la arquitectura y la originalidad en su máxima expresión.

Con más de ochenta años de experiencia, el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas constituye la primera puerta de entrada a España. Ubicado al noreste de Madrid, a sólo 12 km del centro de la ciudad, cuenta con cifras muy notables como cuatro terminales, dos zonas principales de hangares, cuatro pistas físicas, así como una media 108.661 pasajeros diarios, para sumar más de 39 millones cada año.

Con el objetivo de elevar la calidad de sus servicios y consolidar su posición a nivel mundial, se terminó una nueva instalación que incluye la actual T4 y su edificio satélite, el T4S, que con más de 750.000m2, cuenta con una capacidad para más de treinta millones de pasajeros al año y dos pistas.

terminal-t4s-aeropuerto-adolfo-suarez-barajas-lsd/nsc

En la terminal desde los elementos macro hasta los mínimos detalles del diseño están pensados para dejar perplejos a sus visitantes, con las ganas de viajar solo para perderse en sus motivos. Los colores del arcoiris en los que sostienen la estructura principal, las olas de bambú en lo más alto, las cabezas de dinosaurios que expulsan el aire, o su orientación, siempre hacia el norte, son sólo algunas de sus sorpresas.

La T4 es considerada como una de las mejores terminales aéreas del mundo y es que desde sus espacios hasta los más de 30.000 trabajadores de la misma están enfocados a dar el mejor servicio a los pasajeros.

En todos sus espacios la naturaleza está viva, la luz entra por las fachadas de muro cortina e ilumina el mar, el arcoiris y las extensas llanuras de piedra natural en mármol Sierra Elvira que marcan los pasos de lo viajeros en esta “ciudad diseñada para volar”. Es imposible no sentirse enajenado, quedarse indiferente ante todos estos sucesos que empiezan con el número nueve, considerado en muchas culturas como perfecto; nueve metros de separación entre las vigas, nueve metros en los que está dividido cada módulo del muro cortina, 18 metros de separación entre los soportes de los pilares centrales que se abren en uve, y muchas otras coincidencias que hacen de la T4S un lugar perfecto para subir al cielo.

terminal-t4s-aeropuerto-adolfo-suarez-barajas-lsd/nsc

En medio de este mundo de innovación precisión y esmero no cabría mejor elemento decorativo para los baños que el uso del mármol Perlato Imperial, una piedra que lleva en sus componentes fósiles la historia y elegancia de la nación española. En este caso se utilizó para cubrir las paredes, suelos y rodapiés higiénicos; todo en función de crear un ambiente de relajación, comodidad, pureza y sensación de limpieza.

Esta noble piedra natural española, Perlato Imperial, nos recibe o nos despide, con todos los honores, en los solados de los accesos al parking de la terminal.

Los elogios para la terminal T4S del Aeropuerto madrileño no bastan para hacerle honor a una arquitectura y diseño de talla mundial. La única opción para descubrir sus maravillas, admirar sus rincones y disfrutar de la genialidad de esta obra es perderse en su mundo, caminar tras sus pasos y volar.

Imágenes cortesía de (LSD/NSC). Todos los derechos reservados.

Comments are closed.

Copyright © 2015 Luís Sánchez Díez - Natural Stone Company.

Designed by LGM.